La actitud positiva en el deporte

La actitud es la fuerza más poderosa que poseemos, sin embargo a menudo la ignoramos y hacemos todo lo posible por dejarla en un segundo lugar frente a cualquier circunstancia.

En el ámbito tanto deportivo como personal, lo importante de tener una buena actitud a la hora de afrontar nuestros desafíos es fundamental, más si esos desafíos realmente nos apasionan y hasta nos quitan el sueño de tanto que los anhelamos.

Creer en uno mismo ,  hacer y disfrutar de lo que nos apasiona, tener un sueño claro y metas por las cuales luchar y motivarnos día a día, para mí, son los principales puntos para ser exitoso y marcar la diferencia, y por supuesto todo eso tiene que ir acompañado con una gran actitud.

Cuando uno logra algunas de las características anteriores, definitivamente se logran grandes resultados y se siente una satisfacción enorme al cumplir con los objetivos que nos proponemos.

Anteriormente mencioné algunos puntos que para mí son importantes para ser exitoso, pero todavía hay un punto clave del éxito en el tema de la actitud que no he mencionado, y es tener la posibilidad de llenar a los demás  compañeros de equipo o personas que nos rodean de vibras positivas y motivarlos a que con una excelente actitud frente a todo, el ambiente se vuelve único, ya que si todos estamos motivados y con actitud positiva es imposible no sacar lo mejor de cada uno y hacernos más fuertes.

El tema de la actitud es aplicable para todo, los obstáculos que se intervienen en nuestros objetivos serán mucho más fáciles de superar con una actitud positiva , y no al contrario que sería estar quejándonos todo el tiempo y no buscar la solución.

Para nosotros los triatletas o para cualquier otra persona que practique un deporte que siempre tiene altos y bajos , obstáculos y momentos de estrés, la actitud positiva, el mirar “el vaso medio lleno y no medio vacío” , ser pro activo y buscar la solución ayudará muchísimo tanto en nuestra vida como en el deporte.

Todo esto lo he ido aprendiendo con el tiempo, este año poco a poco lo he ido aplicando más que todo en la natación que es el deporte que menos me gusta, desde que empece a llegar a la piscina con una mejor actitud y consiente de que es por mi bien nadar para mejorar, hasta mi rendimiento ha mejorado y ahora muchas veces confieso que ni me quiero salir de la piscina.

Al igual actualmente con el tema de mi lesión, el tener mente positiva y actitud vencedora me ha ayudado a salir de esta lesión en un proceso de mayor paz mental.

Y aunque no lo aplico siempre, también tengo mis altos y bajos de actitud, definitivamente se nota cuando aplico esa actitud positiva! La diferencia es bastante!!!

Así que mi mayor consejo es que intenten aplicar una actitud positiva a diario, aunque las cosas no estén  saliendo tan bien como uno quiere. 

Nana🥑

Deja un comentario